¿Con o sin IVA?
Si no selecciona nada, los precios se mostrarán con IVA.
 

Tratamiento de superficies

Productos para superficies
Imprimación DICTUM para superficies

No hay nada más lógico que utilizar los medios que nos regala la naturaleza para proteger la madera.

Los aceites vegetales, las ceras y las resinas llevan milenios demostrando su eficacia para conservar y resaltar el veteado de la madera. Además, son respetuosos con el medio ambiente y fáciles de aplicar.

Ofrecemos muchos productos naturales en estado puro para el cuidado de superficies.

 
Colas y pegamentos

Las colas vegetales y animales para unir madera y otros materiales desde hace más de 4000 años. La variedad de colas y pegamentos que se ofrece hoy en día es inmensa. Existen variedades de todo tipo: colas vegetales y animales reversibles, pegamentos de poliacetato de vinilo (la cola blanca normal), pegamentos de poliuretano hidrófugos y espumantes, pegamentos de dos componentes, etc.

Casi cualquier aplicación requiere un pegamento en particular y todas las colas se aplican de modos tan diferentes que es imposible detallarlos todos. No obstante, hay un factor esencial que determina la durabilidad de las uniones encoladas y que es común a todos los tipos de adhesión: la preparación de las superficies a encolar.

Preparación correcta de las superficies a encolar

El mecanismo del encolado se basa en la interacción de dos factores esenciales: la adhesión y la cohesión, que detallamos a continuación.

En la imagen se puede ver un primer plano de la unión encolada.

Primer plano de la unión encolada

Las fuerzas marcadas se dividen en fuerzas de adhesión y fuerzas de cohesión.

La fuerza de adhesión es aquella por la cual los átomos o moléculas de diferentes cuerpos (en nuestro ejemplo, la madera y la cola) se mantienen unidos.

Las fuerzas de cohesión son aquellas por las cuales los átomos o moléculas del mismo cuerpo se mantienen unidos. En nuestro caso, esta es la cohesión de las partículas de pegamento entre ellas.

Influencia de la fuerza de cohesión

El usuario no puede influir demasiado en la fuerza de cohesión en sí, ya que depende del tipo de cola y de su fabricación. Naturalmente, siempre se debe procurar obtener la mezcla correcta y no sobrepasar la fecha de caducidad. En lo que sí puede influir el usuario es en la precisión de ajuste de las piezas unidas y la distancia resultante de las superficies encoladas. Si la unión encolada es más gruesa que 0,2 mm, la fuerza en la unión disminuye considerablemente. Para un resultado óptimo, las superficies de madera se deben encolar justo antes de unirlas. Si se espera demasiado, la superficie de unión puede deformarse ligeramente debido al cambio de humedad. Además, en el caso de las maderas muy oleaginosas, como la teca, puede haber fugas de aceite, lo que impide que el contacto sea limpio.

Influencia de la fuerza de adhesión

El usuario puede influir en la fuerza de adhesión, p. ej., proporcionando superficies de unión limpias (sin grasa). La cola no se puede adherir a superficies oleaginosas o grasientas. Para contrarrestar esto, es recomendable limpiar las superficies a encolar con acetona o alcohol. Otro factor importante es la aplicación uniforme del pegamento. Si no se aplica la cola de manera homogénea, las fuerzas de unión entre la madera y la cola no estarán presentes en algunos puntos, por lo que la fuerza de adhesión en la unión encolada es más baja en general.

Productos vistos recientemente